viernes, 24 de marzo de 2017

Crítica: “Confiaré en ti”, de Kristan Higgins



Contemporánea con humor y lágrimas. De las que te lees de un tirón.
 
Ed. Libros de seda, febrero 2017
DATOS GENERALES

Título original: In Your Dreams
Subgénero: contemporánea

Fecha de publicación original en inglés: 2014
Parte de una serie: Blue Heron #4

Publicación en español: Confiaré en ti
Fecha: agosto 2016 (digital) / 02.2017 (papel)
Editorial: Libros de Seda, S.L.
Traductora: María-José Losada Rey


SINOPSIS (según la Casa del Libro)

Emmaline Neal necesita una cita. Solo una. Alguien que la ayude a superar la boda de su ex novio sin que se vuelva loca. Pero hay poco donde elegir en una localidad como Manningsport, con 715 habitantes. De hecho, opción solo hay una: el rompecorazones del pueblo, Jack Holland. Después de todo, Jack nunca se interesaría en una mujer como Em. Y menos cuando su guapísima ex mujer anda por ahí, tratando de repescarlo desde que el se convirtió en un héroe al salvar a un grupo de adolescentes.
Sin embargo, durante la celebración de la boda las cosas dan un giro inesperado y apasionado. Aunque, bueno, solo habrá sido una noche loca Jack es demasiado guapo y popular como para acabar con ella. Pero entonces, ¿por qué es con ella con quien se atreve a hablar de sus sentimientos más profundos?

¿Entra dentro de “Lo mejor de la novela romántica”?
Sí que estaría entre, digamos, las dos mil mejores. Toda esta serie Blue Heron fue incluida entre las cien mejores novelas/series románticas de todos los tiempos que se eligieron por encuesta que NPR organizó en 2015. En la página web de El rincón de la novela romántica la traducción española aparece entre “Lo mejor de 2016”. En Dear Author le hicieron una crítica de A-.

CRÍTICA

Este mes, para el TBR Challenge, el tema era “Comfort Read (Favorite Author? Favorite Trope? Favorite Sub Genre?)”.
Para mí, un confort read define más bien un determinado tipo de libro. Y puede que el autor/tópico/subgénero no sean realmente una lectura cómoda. Sí que lo sería, en cambio, un libro que sé cómo se va a desarrollar, del que tengo una idea general y nada va a ser demasiado intenso. Uno de esos que no te retuercen las tripas.
Kristan Higgins es la opción perfecta.
Ambienta sus historias en ciudades pequeñas, con un montón de gente a la que ya conoces de las entregas anteriores de la serie, con todo el mundo entrometiéndose en la vida de los demás y sí, un montón de comida poco sana. De verdad, aquí tienes cruasanes de chocolate, una hamburguesa con un montón de queso, galletas en forma de corazón y cupcakes, ¡y todo eso sólo en el primer capítulo!
Añádele a la mezcla mascotas muy monas, y un montón de familia, amigos y un sentido de la comunidad donde a veces pasan malas cosas pero todo se resuelve al final.
Blue Heron es, creo yo, la mejor serie de Kristan Higgins. Para aquellos que nunca han leído un libro de esta serie, se ambienta en el estado de Nueva York cerca de un bello lago rodeado por colinas cubiertas de viñedos. Las hermanas Holland han encontrado el amor en libros precedentes y ahora es el momento del maravilloso Jack Holland.
Jack es un tío majo. Alto, rubio y, por supuesto, guapísimo. Trabaja duro en la empresa familiar y la cita perfecta para cualquier mujer necesitada en Manningsport. Tiene bastante complejo de caballero andante, la verdad.
Emmaline es agente de policía, o sea, lo más alejado a una damisela en peligro. Sólo que esta vez parece que no puede valerse sola. Tiene que ir a California a la boda de su exprometido. Así que acaba yendo a Malibú con la cita perfecta, Jack, por supuesto. Todo el mundo ama a Jack. Es perfecto.
Y ahora lo aman más que nunca. Ha rescatado a unos adolescentes que cayeron a un lago tras un accidente en el lago. Lo adoran, ¡es un héroe! Pero él no está satisfecho, porque no pudo salvarlos a todos. Le da vueltas a lo que habría podido hacer de haber sido más rápido. De ahí los ataques de pánico, las pesadillas, los flashbacks… Vamos, un síndrome de estrés postraumático como una catedral, pero como es el chico majo al que todos aprecian, no puede reconocer lo que le pasa.
Las historias amorosas previas tanto de Jack como de Emmaline te las cuentan a través de flashbacks. Por un lado tenemos a Jack, que en un viaje a Nueva York se enamora de una encantadora sureña que reúne todos los tópicos, esforzándose en ser la perfecta Escarlata O’Hara, hasta su familia alucina con ella. Pero las cosas, simplemente, no funcionaron entre ellos. Y ahora, después de ver a su ex marido en plan héroe en las noticias, ha vuelto a la ciudad, para complicarle la vida. Ella sí que es la perfecta damisela en peligro necesitada de que Jack la rescate.
También a través de flashbacks descubrimos la historia de Emmaline y su ex, Kevin. Se enamoran ya en octavo curso, y están juntos durante años. Ella era tímida y tartamuda, y él un tipo con enorme sobrepeso. Llega un momento en que él tiene la oportunidad de perder peso, algo que en el fondo quería desde hacía tiempo y sentía que Em no lo apoyaba lo suficiente. Rompieron meses antes de la boda. Ahora, él se va a casar con su entrenadora personal, y Em tiene que ir a la boda para demostrar que lo ha superado.
(Entre nosotras, por cierto, todo el tema de la pérdida de peso de Kevin da lugar a la típica mezcla de buenos consejos dietéticos –como el incremento de consumo de frutas y verduras-, con “nutrichorradas” como la que le ha dado ahora a la gente por comer cosas sin gluten. Si no eres celíaco, una dieta sin gluten puede ser perjudicial para tu salud.)
((O esa idea de que estar delgado es sólo cuestión de fuerza de voluntad personal, como que tú solo tienes la culpa, y no, chicas, no lo es, depende de un entorno, de una sociedad que es obesogénica. Cualquier problema de salud es un problema de salud pública, no algo individual, y la epidemia de obesidad derivada de nuestra dieta no es diferente. Si no cambias el entorno, no variará el comportamiento de la gente.))
(((Es más, hasta llegas a encontrar en este libro el tópico de que si pasas por cirugía eso es “hacer trampas”. Que no, que no es un juego, que se trata de lo que la Medicina puede hacer por tu salud. Lo importante es que, después de la operación, cambies de dieta y empieces a comer sano de una vez.)))
Vale, dejo de cabrearme por estas cosas y sigo con la historia.
La cosa es que ir a la boda con Em resulta la excusa perfecta para que Jack se marche de la ciudad durante unos días. Las cosas se complican, claro, después de pasar juntos una noche. Parece que ninguno de ellos busca una relación, pero de alguna manera es lo que acaban teniendo. Hay más tensión sexual que sexo explícito sobre la página, pero en realidad no lo echas en falta.
Lectura rápida, encantadora, divertida y que disfrutas totalmente. Kristan Higgins muchas veces se acerca a la cursilería, pero nunca cae en ello. Así que es esta es la clase de libro que considero una “lectura confortable”.
Aunque está publicada en español, la he leído en inglés, que tenía mejor precio. Así que no sé qué tal estará la traducción, la traductora es de las que normalmente no me gustan.
A pesar de formar parte de una serie, se puede leer independiente.
 
Leída en kindle en inglés
Valoración personal: notable, 4

Se la recomendaría a: quienes gusten de historias de amor sencillas, con humor y sentimentalismo.

Otras críticas de la novela:

En español tenemos ficha con crítica extensa en El rincón de la novelaromántica.
Han hablado de ella en el blog A la sombra del romance y en Memorias de una ansiosa, ta quien ambién le gustó y le puso 5/5.

Vamos con algunas en inglés. Tenemos Kirkus reviews, Dear Author donde le dan una A- y como no hay libro que guste a todo el mundo (ni siquiera El Quijote) en All About Romance fueron menos entusiastas y le cascaron una C+.

miércoles, 22 de marzo de 2017

Crítica: “Jackdaw”, de KJ Charles



Hace casi dos años, en julio de 2015, leí este libro, escribí la crítica y aún no había encontrado hueco para contarlo. Y eso que es una novela con momentos intensamente románticos…
Leída en Kindle

DATOS GENERALES

Título original: Jackdaw
Subgénero: paranormal /victoriana

Fecha de publicación original en inglés: febrero 2015
Editorial: Samhain
Páginas: 226

Parte de una serie: 3.6 de A Charm of Magpies

NOVELA SIN TRADUCIR

SINOPSIS (que viene en el propio libro digital)

Si dejas de correr, te caes.

Jonah Pastern es un mago, un mentiroso, que camina con el viento, un ladrón profesional… y durante seis meses, fue el amor de su vida para el agente de policía Ben Spenser. Hasta que su traición dejó a Ben en la cárcel, arruinado, solo, y buscando venganza.

Ben está decidido a hacer que Jonah pague por lo que hizo. Pero parece que no puede olvidar lo que en el pasado fueron el uno para el otro, y Jonah no le deja. Pronto, Ben se encuentra liado en la vida caótica de Jonah otra vez, y huyen juntos –de la policía, de los magos, y demás gente peligrosa que tienen algo en contra de ellos.

Amenazados por todos los lados por traiciones, secretos, y las leyes de la tierra, ¿podrán encontrar alguna forma de vivir y de amarse antes de que el pasado los alcance?

Esta historia se ambienta en el mundo de la serie Charm of Magpies.

Advertencia: contiene un policía que tendría que ser más listo un ladrón que puede que nunca aprenda, moral victoriana, ardorosos encuentros y un Stephen Day muy cabreado.

¿Entra dentro de “Lo mejor de la novela romántica?
No. Si la leí es porque hay algo en el estilo de esta autora que me resulta irresistible, incluso en una historia sin suspense, quizá sea la intensidad emocional, o que sabe construir historias que funcionan como un reloj. No lo sé.

CRÍTICA

Jackdaw (“Grajilla”) se ambienta en el mundo de la serie Charm of Magpies, pero se lee perfectamente de manera independiente, aunque creo yo que la disfrutas más si has leído los anteriores de la serie.

Ben es un policía que lo ha perdido todo. Acaba de salir de prisión, por mantener una relación inadecuada con Jonah, un atractivo moreno de ojos azules, sonriente y encantador, pero que resultó ser un ladrón trabajando para una banda de asesinos.

Este Jonah apareció como secundario en la novela anterior, Flight of Magpies, de la que hablé aquí el año pasado, también de manera un poco retrasado porque se me metieron por en medio los de la Society of Gentlemen. La cosa es que entonces describí a Jonah:


“un tipo que es un ladrón con poderes mágicos, que amenaza a los protagonistas pero que resulta muy atractivo y averiguas que tiene su propia historia de amor que posiblemente no haya ido demasiado bien”.


Al salir del trullo, Ben busca a Jonah para vengarse, pues le ocultó su vida criminal, se fugó cuando estaba bajo su custodia y lo abandonó para enfrentarse en solitario con las consecuencias de lo ocurrido. Cuando da con él, en su furia, le golpea y está a punto de violarle, cosa que al final no hace porque en el fondo Ben es un hombre honesto.

Jonah sigue queriéndole, aunque hasta la fecha ese amor sólo ha servido para introducir el caos en la vida de Ben.

Una redada de la policía les obliga a salir corriendo, o más bien volando, gracias a los poderes mágicos de Jonah.

No hay en esta novela una trama de suspense. Básicamente, te cuenta cómo estas dos personas huyen, perseguidas por la justicia, tanto la humana como la del mundo mágico, de la que gente como Stephen Day es justiciar, policía-juez-verdugo. Si atrapan a Jonah, lo encerrarán y le cortarán los tendones, para que no vuelva a caminar por el aire. Y, además, se ganó en el libro anterior el odio particular de Stephen y Merrick.

Lo que sí hay aquí es conflicto por un tubo. Interno y externo.
➽ Externo: si los encuentran, las cosas no van a ir bien con la ley.
➽ Interno: saber si pueden tener una segunda oportunidad amorosa. En el pasado convivieron felizmente, pero fue un idilio en el que Jonah le ocultó muchas cosas a Ben, de manera que este no sabe hasta qué punto aquello fue real o no.

Para poder volver a ser una pareja necesitarán tiempo, y cambiar un poco. Jonah tendrá de abandonar su ambigüedad moral y aceptar que Ben no quiere vivir como un delincuente, confiar en él, y trabajar duro para ganarse la vida honradamente. Ben, por su parte, tendrá que intentar no entregarlo a las autoridades sin traicionar su propia conciencia.

En cierto sentido, es otra vez el conflicto entre Crane, más flexible en cuestiones de normas legales y morales, y Stephen, más recto y justiciero. La parte “moralmente relajada” de estas parejas tendrá que enderezar un poco su comportamiento, y los cuadriculados legalistas, no ser tan intransigentes. Hay un momento en que Stephen Day exclama:

  

- Oh, Señor, Spenser. Yo solía tener sentido moral.

Ben comprendió exactamente cómo se sentía. Se preguntó si Lord Crane sería tan disruptivo como Jonah para la tranquila vida de un hombre normal.

- Y también yo.


A diferencia de Crane y Stephen, sin embargo, la vida sexual de Ben y Jonah es muy normal, nada de juegos de dominación ni “mi señor” por aquí o allá. Aquí la relación es más igualitaria, dentro y fuera de la cama. Explícita, por supuesto, para mayores de 18 años; especialmente la primera escenita entre ellos, cuando se reencuentran y Ben casi le viola, no es en absoluto apta para todos los públicos.

La novela se sostiene, con tanto conflicto puramente emocional, intenso y oscuro, gracias a que sus dos personajes son tremendamente atractivos. Jonah es el típico sinvergüenza encantador que se sale con la suya casi siempre, con una sonrisa y su don de gentes. Y Ben, bueno, aparte de estar cuadradote, juega al rugby, medio melé, con lo cual ya me tiene totalmente ganada.

Cuando Jonah le dice “Haz un ensayo por mi”, ¡ay! me pareció lo más romántico del mundo.

(¡Ay, yo también quiero un medio melé que anote por mi...! Y un pateador, y un ala y lo que se tercie...)

Aunque no. Creo que lo mejor es cuando Ben se da cuenta de que nunca dejó de amar a Jonah, en una de las declaraciones más románticas que he visto en bastante tiempo:


-              No puedo volverte a amar.- dijo Ben, con su corazón doliéndole por aquellas palabras.- ¿Cómo podría, si nunca he dejado de hacerlo? No pude dejar de amarte cuando te odiaba tanto que me ponía enfermo pensar en ti. Solía soñar con matarte y despertarme llorando porque pensaba que estabas muerto. No puedo no amarte. No sé hacerlo.


Ben y Jonah no dejan de ser unos delincuentes a la fuga, por lo que un final feliz se me hacía difícil de imaginar. Y menos cuando aparecen Stephen, Merrick y compañía buscando venganza,… Qué desagradable, oye, que personajes a los que tanto quieres por las novelas anteriores, de repente te parezcan los malos de la película.

Como esto es novela romántica, los personajes tienen su final feliz, quizá un poco deus ex machina o más bien Crane ex machina. Y, ¡por fin! Crane ha conseguido irse con su amado Stephen fuera de la rancia Inglaterra victoriana.

El elemento paranormal tiene escasa importancia en la trama. Cambiando algunos detalles, podría haber funcionado igual si se tratara de dos personajes normales y corrientes. Aún así, encaja perfectamente en ese mundo tan coherente “paranormal victoriano” que ha creado la autora.

Los diálogos son tan ágiles, la historia está tan hábilmente contada, que se lee en un suspiro y cuando te quieres dar cuenta, ya han tenido Jonah y Ben su happy end.

La leí en digital, en inglés (no está traducida), y me resultó bastante fácil.

Valoración personal: buena, 3

Se la recomendaría a: quienes gusten de puro romance de reencuentros y segundas oportunidades, con sexo explícito.

Otras críticas de la novela:

Antes que nada, más que una crítica, pongo este enlace a una precuela que es una breve novela gráfica del planteamiento de la historia. Me gusta cómo dibujan a Jonah, no tanto a Ben.

Sensual Reads, 5 estrellas

Joyfully Jay, 4.75 estrellas.

Boys in Our Books, 4 estrellas

Here There Be Books, 3.5 estrellas

Añado otras tres: The Blogger Girls, In the Forest of Stories y Sage Novels, que considera a KJ Charles como una de sus autoras favoritas en el género. Y dice:  


“Su escritura es expresiva, emocional y ocasionalmente bastante cómica, por no mencionar increíblemente creativa, quiero decir, ¡romance victoriano paranormal gay!, y funciona tan, tan bien”.


Y por poner una negativa, que no a todo el mundo le gustó, en Hit or Miss le dan 1 estrella y nos cuenta que lo dejó sin terminar aproximadamente en un 51% del libro leído, creo que sobre todo por el personaje de Ben y sus dudas sobre si seguir o no con Jonah, aunque este último tampoco le gustó demasiado.

lunes, 20 de marzo de 2017

Las mil mejores novelas románticas: 221-240






221 Unclaimed

Courtney Milan, 2011, The Turners (Turner) #3, histórica.

Sir Mark Turner es joven, guapo y muy respetado. Se ha hecho rico y lo han ennoblecido gracias a su reputación virtuosa como defensor de la castidad. Sus enemigos contratan a una cortesana, Jessica Farleigh, para que lo seduzca. Pero a lo largo del camino de seducción, ocurre lo peor: Jessica se enamora del hombre al que está engañando fingiendo ser lo que no es.

Crítica, aquí.



222 Mar de invierno

The Winter Sea, Susanna Kearsley, 2010, histórica.

Para Carrie McClelland, aquel lluvioso pueblecito escocés únicamente iba a ser un alto en el camino. Pero queda atrapada por su paisaje agreste y se instala allí para trabajar en su próxima novela. Poco a poco esos parajes y sus gentes se adueñan de ella. Y escribe como si fuera una historia que le dictase una voz del pasado. Pasado y presente se entrelazan en una novela evocadora, bañada de romanticismo y misterio.




223 A reason to live

Maureen McKade, 2006, Forrester Brothers #1, Oeste.

Durante la guerra, Laurel Covey cuidó a muchos jóvenes en el hospital. Acabada la guerra civil estadounidense, encuentra una nueva misión en la vida: visitaría a los seres queridos de los soldados que murieron y les transmitiría sus últimas palabras. Pero no esperaba encontrar a alguien como Creede Forrester un antiguo pistolero que cabalgó desde Tejas hasta Virginia para encontrar a su hijo.




224 Rejar

Dara Joy, 1997, Matrix of Destiny #2, paranormal.

Todo el mundo quedaba seducido por aquel desconocido tan sexy. Sus sorprendentes ojos, uno dorado y otro azul, prometían una pasión perversa, y su voz casi ronroneaba. Todo el mundo pensaba lo mismo al verlo: sexo. Y sólo hay una mujer a la que él parecía desear: Lilac. Nunca, en sus sueños más locos, pensó ella cuando llevó a su casa a aquel gato callejero, que acabaría acariciando al hombre más deseado del Londres de 1811.




225 Rosas rojas

Red Roses Mean Love, Jacquie D’Alessandro, 1999, histórica / Regencia.

Huérfana y abandonada por su prometido, Hayley Albright está decidida a cuidar de sus hermanos pequeños aunque ello le suponga renunciar a sus sueños. No espera encontrar el amor ni casarse...hasta que una noche de luna llena salva la vida de un extraño, Lord Stephen Barrett.




226 A Seditious Affair

KJ Charles, 2015, Society of Gentlemen #2, histórica.

Una historia fuerte de verdad sobre el amor prohibido, y sexualmente brutal, entre dos hombres totalmente opuestos: Silas Mason, un radical que sólo vive para la revolución y Dominic Frey, un tory de buena familia al servicio de la ley. Una de mis novelas favoritas. Inolvidable.

Crítica, aquí.



227 Esclava del deseo

Prisoner of my Desire, Johanna Lindsey, 1991, histórica.

Rowena Bellene debe engendrar un heredero, o se verá sometida a la furia de su hermanastro. El magnífico Warrick de Chaville es la perfecta elección, aunque para ello haya que encarcelar al elegante caballero. Él acaba prisionero y planeando vengarse para cuando quede en libertad y ella, bueno, ella… Qué queréis que os diga Johanna Lindsey es así.




228 Contact

Susan Grant, 2002, suspense.

El vuelo 58 del Boeing 747 con destino a San Francisco, en el que Jordan Cady vuela como la primera oficial al mando, desaparece misteriosamente del radar sin dejar señal alguna. Este vuelo ha sido abducido por la nave galáctica extraterrestre The Savior, a cuyo mando se halla el comodoro Ilya Moray. La tripulación terrestre se ve devastada por el horror y la estupefacción cuando, más tarde, se les comunica que el planeta Tierra ha sido completamente destruido por un cometa.




229 Three Weeks with Lady X

Eloisa James, 2014, Desperate Duchesses #7, histórica / Regencia.

El poderoso Thorn Dautry, hombre hecho a sí mismo, va a casarse con la joven perfecta, virgen y noble. Claro que antes debe convencer a la parentela de su futura esposa de que él es suficientemente elegante, y para ello recurre a la estilosa Lady Xenobia India St. Clair. La independiente India ha conseguido reunir la dote para casarse. Se toma esto como un último trabajo.

Crítica, aquí



230 Nunca juzgues a una dama por su apariencia

Never Judge a Lady by Her Cover, Sarah MacLean, 2014, Rules of Scoundrels (Las reglas de los canallas) #4, histórica.

Durante el día ella es Lady Georgiana, hermana de un duque, arruinada antes de su presentación en sociedad con el mayor de los escándalos. Pero la verdad es mucho más impactante – en las callejuelas más oscuras de Londres, ella es Chase, el misterioso y desconocido fundador del antro de juego más legendario de la ciudad. Durante años, su doble identidad no ha sido descubierta... hasta ahora, en que consigue intrigar al guapo y listo Duncan West.




231 El señor de la medianoche

The Prince of Midnight, Laura Kinsale, 1990, histórica.

El protagonista es un legendario asaltante de caminos, ahora más bien de capa caída y exiliado en Francia. La chica de la historia es una belleza inglesa, bastante desesperada, que cree que él es su única esperanza.



232 Dos veces amada

Twice Loved, LaVyrle Spencer, 1984, histórica.

Después de esperar durante un año el regreso de su esposo, Laura recibe la noticia de que el barco en el que él viajaba ha naufragado con todos sus ocupantes. Sigue adelante gracias a Dan, el mejor amigo de Rye, pero -tras cinco años de ausencia- Rye ha vuelto a casa, sano y salvo, dispuesto a recuperar a su esposa y a su hijo.




233 Juegos de azar

The Gamble, LaVyrle Spencer, 1987, contemporánea.

Un accidente ocurrido durante la infancia le ha dejado lisiada a Agatha, que se gana la vida como sombrerera. Se ha convertido en adalid de la moral y defensora de la Ley Seca. Scott, dueño de una taberna clandestina, oculta tras su vida de libertinaje un corazón destrozado.




234 Placeres de la noche

Night Pleasures, Sherrilyn Kenyon, 2002, Dark-Hunters (Cazadores Oscuros 2) #1, paranormal.

Kirian de Tracia se despierta una noche encadenado a su peor pesadilla: una joven de aspecto conservador, una mujer que no quiere tener nada que ver con el mundo paranormal. Es Amanda Devereaux, de quien se enamora a su pesar. Es lo que tiene ser inmortal, que ya has vivido unas cuantas traiciones y decepciones. Muy dolorosas.




235 Tiempo de rosas

For the Roses, Julie Garwood, 1995, The Claybornes' Brides (Clayborne) #1, histórica.

Encontraron a Mary Rose abandonada en un cubo de basura. Será educada en un particular núcleo familiar como si fuera una dama. La aparición en escena del abogado Harrison Stanford MacDonald cambiará su vida. El misterio de su origen podría quedar resuelto poniéndola ante la disyuntiva de aceptar una nueva familia.




236 Amante mío

Lover Mine, J. R. Ward, 2010, Black Dagger Brotherhood (Hermandad de la Daga Negra) #9, paranormal.

En los rincones más oscuros de la noche en Caldwell, Nueva York, un conflicto sin igual sigue teniendo lugar, etcétera, etcétera. ¿Y esta novela, cuál es? La de Xhex y Lash, que la tiene secuestrada con la intención de herirla, doblegarla y castigarla hasta que, aburrido de jugar con ella, la asesine. Pero Xhex no se rinde, no cede. Lucha de igual a igual con él.




237 Corazón indómito

A Heart so Wild, Johanna Lindsey, 1986, Straton Family (Straton) #1, histórica.

Courtney emprende una búsqueda de su padre, a quien creía asesinado varios años atrás. Para adentrarse en el peligroso territorio de los indios, nadie mejor que el mestizo Chandos, moreno y valiente. El camino se hace largo, el sol del verano les quema la sesera y ¿qué creéis que van a hacer para matar el tiempo? Pues eso.




238 Amor mágico

Mystique, Amanda Quick, 1995, histórica.

Hugh el Implacable lleva mucho tiempo buscando una piedra mágica que le permita el acceso a su nueva propiedad. Hará lo que sea para apoderarse de esa piedra, y cuando sabe que la tiene Lady Alice, si tiene que enamorarla, lo hará. Claro que ella no es tonta, y más que experta en eso de alejar pretendientes.




239 Promesas

Vows, LaVyrle Spencer, 1988, histórica.

Aunque lo que de verdad le gusta a Emily Walcott es la veterinaria, es una hija obediente y hará lo que sus padres le digan. Hasta que conoce a Tom Jeffcoat, un joven emprendedor y apuesto, que llega a la población para hacerle la competencia al padre de Emily. Su sola presencia provoca en Emily verdadero fastidio.




240 Witness In Death

J. D. Robb, 2000, Eve Dallas #10, futurista.

Cuando una persona famosa es asesinada en el teatro, delante de la mismísima Eve Dallas, detective de Nueva York, se encuentra en una extraña situación, es testigo y al tiempo investigadora del asesinato. Cuando la prensa descubre que su marido es el propietario del teatro, la atención de los medios de comunicación se hace insoportable. Sólo le queda moverse rápido, cuestionarlo todo y a todos, y mientras tanto, aprender a diferenciar entre la verdad y una buena actuación.



Por si alguien siente irreprimibles ganas de compartir algo:

¿Habéis leído alguna, todas, ninguna?
¿Está vuestra novela favorita en este tramo de la lista?
¿Y una que no os gustase nada?
¿Creéis que alguno de estos títulos no debería estar aquí porque no os parece novela romántica?

Como siempre si hay algún error, agradezco que se indique.