lunes, 19 de diciembre de 2016

Crítica: “Mine under the mistletoe”, de Kat Latham





Ya que vamos encarrilados a las fiestas navideñas, es un buen momento para hablar de esta novela corta contemporánea. Sobre unas Navidades en el Londres actual. Entretenida.
DATOS GENERALES

Título original: Mine under the mistletoe
Subgénero: contemporánea

Fecha de publicación original en inglés: 2013
Parte de una serie: London Legends #2
Carina Press
Angela James, editora

NO TRADUCIDO AL ESPAÑOL
SINOPSIS (según la Fiction DB)

Gracias a un intercambio de casas transatlántico, la californiana Ashley Turner finalmente cumplirá su sueño de toda la vida de pasar una auténtica Navidad inglesa. Sus planes para las vacaciones no incluían a un extraño sexi metiéndose en la cama a mitad de la noche. Pero a la luz del día, Ashley no puede menos que preguntarse si Santa Claus no le habrá adelantado el regalo…
El diseñador de juegos Oliver Stansfeld  no puede esperar para largarse del sombrío Londres – y todos sus difíciles recuerdos navideños – al soleado San Diego. Pero una anormal tormenta de hielo y un avión que no puede despegar le ha obligado a volver a su piso ya ocupado. Para comp0ensar el lío, lo menos que puede hacer es mostrar a su bella invitada dónde conseguir el perfecto árbol de Navidad antes de marcharse.
Cuanto más tiempo pasan juntos, más crece su atracción mutua, y pronto Ashley tienta a Oliver para que se rinda al espíritu de la temporada y se acurruque para el resto del invierno. Conforme el hielo se derrite y los vuelos se reanudan, él tendrá que elegir entre rendirse al pasado o arriesgar su corazón en una oportunidad de amar.

¿Entra dentro de “Lo mejor de la novela romántica”?
Hombre, entre lo mejor-mejor, no, pero sí entre las digamos,… diez mil mejores novelas. Consiguió una buena crítica, A- en SBTB. Fue finalista en los Premios RITA en la categoría “Novela corta”, pero la ganadora fue Take Me, Cowboy de Jane Porter

CRÍTICA

En este mes de diciembre lo propio de la estación son las novelas, generalmente antologías, “navideñas”. En España no parece que se cultive esta tendencia (aunque algún caso creo que hay), pero en el mercado anglosajón sí que se consume este tipo de productos. Digo yo que como no tienen turrón ni mazapán, con algo tienen que elevar el azúcar en sangre.
Porque esa es la idea: toques sentimentales, entrañables, a veces hasta religiosos, para promocionar el buenismo o la idea de redención o de magia navideña.
Como una ya no es muy navideña, estas cosas las miro con cierto distanciamiento. Pero de vez en cuando das con historias bastante entretenidas, como esta.
El planteamiento me recordó a una peli de Kate Winslet llamada Vacaciones, en la que el personaje interpretado con Winslet intercambia su residencia con el que interpreta Cameron Díaz y al final las dos acaban encontrando a su media naranja en el mágico ambiente navideño.
En la novela Mine Under the Mistletoe, los que intercambian sus domicilios son Oliver, diseñador de juegos que vive en Londres y Ashley, profesora en San Diego. Ella quiere vivir una típica Navidad inglesa y él quiere alejarse de unas fiestas que serán las primeras sin su hermana.
Ashley busca el árbol de Navidad perfecto en el que colgar sus adornos de toda la vida, oír villancicos, leer Cuento de Navidad de Dickens…
Y, en cambio, Oliver quiere alejarse del frío Londres, donde todo le recuerda a tiempos pasados que fueron más felices, e intentar que en la soleada California su soledad no sea tan estridente.
En teoría ni siquiera tenían que verse para hacer el intercambio. Lo que pasa es que, así como Ashley consigue llegar con normalidad, Oliver no consigue marcharse porque su avión no puede despegar. Hay una tremenda tormenta de hielo y nieve que cierra Heathrow. Así que Oliver regresa a su apartamento para esperar hasta que el cielo se despeje. Claro que allí está Ashley, a la que da el susto de su vida apareciendo en mitad de la noche. Ella, como es chica con recursos, se defiende muy bien lanzándole un buen golpe a la entrepierna.
… Y de esta manera tan prometedora se conocen.
La novela es breve (28.000 palabras), así que tampoco voy a destripar mucho. Básicamente, se conocen, se caen bien y,… en fin tienen su happy ending.
Los personajes son de los que gustan, porque son muy contemporáneos y buenas personas. Su relación, muy natural, contada además con ese puntito de humor que hace que leer a Kat Latham sea muy entretenido. Por último, la tensión sexual está bien llevada y resuelta con solvencia.
Es el segundo libro que leo de la autora. Ya había leído el #3.5 de esta serie London Legends, “Unwrapping her perfect Match” cuya crítica publiqué aquí. Aquella también era una historia navideña.
Lo mismo que encontré en aquella novela lo veo en esta: personajes reales como la vida misma que tienes la impresión que deben de existir en algún lugar y, sobre todo, un auténtico sentido del lugar, de la ambientación física.
Es de esas pocas novelas románticas ambientadas en Londres que verdaderamente te crees que se desarrollan en la ciudad que tienes a dos horas de vuelo con Ryanair, no ese Londres de cuento de hadas lleno de duques de la Regencia donde todo el mundo vive en un lugar mágico llamado Mayfair.
Aquí tenemos restaurantes con pollo tikka masala, o pantomimas, o mercadillos y tiendecitas, Spitafields, Brick Lane,… vamos, el ambientillo de Shoreditch que es al parecer el nuevo barrio cool de Londres (al menos según este artículo y este otro) .
En resumen, un libro muy entretenido que te sirve para pasar (a poco que te metas en la historia) una Navidad en Londres.
Como siempre, este tipo de relatos es una buena oportunidad de probar una autora nueva para ti, a ver si te va (o no) su estilo.

Valoración personal: bueno, 3

Se la recomendaría a: los aficionados a las historias navideñas contemporáneas.

Otras críticas de la novela:
No he encontrado ninguna en español. Si alguien la tiene, puede añadir el link abajo. Lo agradeceré.
Parece que a Ever After Book Reviews le encantó: “¡Este libro está lleno de humor y corazón y amé cada palabra de él!”
Smart Bitches Trashy Books le dio una A-, como ya mencioné antes y es interesante lo que señala de que los acentos y las palabras sonaban reales en un personaje que es estadounidense y otro que es inglés. Incluso los que no somos angloparlantes y nos da lo mismo una cosa que otra, nos damos cuenta muchas veces de que autoras estadounidenses te ponen a highlanders hablando como si fueran tejanos, y eso le baja muchos puntos. Es como si tienes a un personaje de Soria hablando porteño, es el mismo idioma, sí, y nos entendemos, pero no usamos las mismas palabras.
That Artsy Reader Girl la puntuó 3/5 y le recordó a la misma película que a mí.
En Dear Author, una C+. Pero no la pone como una historia mala, sólo que la parte romántica no le pareció muy creíble, pero recuerda a la misma peli y además dice que te hace sentir de verdad que estás en Navidad en Londres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada