lunes, 10 de marzo de 2014

Crítica: "Sed de amor", de Kresley Cole


Portada de la edición booket (Ed. Planeta)
Lo paranormal es un subgénero, dentro de la novela romántica, que ha ganado muchísima fuerza en la última década. No es mi género favorito, pero desde luego tiene novelas muy buenas que podemos disfrutar cualquiera, como ésta.

DATOS GENERALES

Título original: A Hunger Like No Other
Fecha de publicación original en inglés: 2006
Subgénero: paranormal
Puesto en la lista AAR 2013: 95
Traductora del inglés en la edición en castellano de Editorial Planeta, 2009: Sheila Espinosa Arribas.
Parte de una serie: n.º 1 de Los Inmortales de la Oscuridad (Immortals After Dark)

SINOPSIS (según la contraportada):

Tras años de cautiverio en manos de los vampiros, Lachlain MacRieve, el jefe del clan licántropo, no puede creerse que el destino le haya jugado otra mala pasada: la compañera a la que lleva siglos esperando pertenece a la raza que más odia, la de los vampiros.

La apocada Emmaline Troy ha decidido por fin tratar de resolver el misterio que envuelve la muerte de sus padres. Con esa intención viaja a Europa, donde un hombre lobo furioso la reclama para sí y la arrastra hasta Escocia. Sin embargo, sus más oscuros deseos acaban materializándose en el sensual cuerpo de Lachlain.

¿Podrá el odio transformarse en amor? ¿Será capaz un orgulloso guerrero de pedir perdón? ¿Se convertirá la delicada Emma en la luchadora que debería ser?

CRÍTICA

“Sed de amor” (título original en inglés, “A Hunger Like No Other”: Un hambre como ningún otro) se publicó en 2006. Es una novela romántica paranormal ambientada en París y Escocia, con algunas escenas en Nueva Orleans y Rusia. Ganó el Premio RITA 2007 al Mejor romance paranormal. En la encuesta anual AAR, sus lectores le dieron una mención honoraria en la categoría “Guiltiest Pleasure”, o sea, “placer culpable” de 2006. En el Top 100 de 2010 alcanzó el puesto n.º 77; ahora ha bajado al n.º 95.

Adelanto que lo paranormal no es mi género favorito. Si no fuera por este Desafío AAR, dudo mucho que hubiese cogido este libro para leer. Así que mi valoración personal puede verse afectada por este particular desafecto mío. Eso sí, los géneros que no frecuentas tienen un interesante factor sorpresa. Todo te resulta novedoso.

Empecemos por Lachlain MacRieve, el licántropo encadenado. Siglo y medio torturado por los vampiros. De pronto, capta que por allí cerca está su pareja, su compañera, su alma gemela, la que le está predestinada… vamos, la Ella! de este Él!

Gracias al intenso anhelo por su compañera, consigue escapar, a pura fuerza bruta. Al licántropo se le cae el alma a los pies cuando descubre que su alma gemela tiene todo el aspecto de ser una vampira. Justo lo que él más odia. Ha dedicado literalmente siglos de su vida a cazar y matar vampiros. Esas horrendas “sanguijuelas” son, a lo que se ve, las criaturas más odiadas del mundo mágico.

Las primeras escenas dan el tono general de la historia. Un poquito gore en cuanto a carne desgarrada, huesos rotos y sangre salpicando un poco por todas partes. Y alto voltaje erótico. Sexo explícito, más bruto que salvaje. El prota es licántropo, ¿qué se puede esperar? La mayor parte del libro, tensión sexual no resuelta. Aunque nada raro o especial, parece mentira que Lachlain lleve siglos sobre la Tierra y no se sofistique un poco.

¿Lo mejor? La capacidad de Kresley Cole de crear un mundo mágico perfectamente coherente y creíble. Cuando la autora comentó esta novela en RT Book Review, agradeció la libertad creativa que proporcionaba lo paranormal, respetando siempre -eso sí- las propias reglas que se creaba para ese mundo paralelo. Lo logra con honores.

En ese universo pululan vampiros, licántropos, demonios, trolls, valkirias…, o sea de todo un poco y bastante revueltos, porque cada cierto tiempo se sienten impulsados a combatirse. Viene a ser, más o menos: todos contra los vampiros, que son los malos. Pero el resto tampoco es que se lleven bien y sean un modelo de coexistencia interracial. En ese montón de secundarios hay mucha “carne de secuelas”.

Emmaline Troy, Emma de Troya hija de Helena de Troya es, además de guapetona, medio vampira. Pero esto es novela romántica, así que junto a vampiros-vampiros que son malos (los vampis de toda la vida que muerden a los humanos para beberse su sangre y con ello los hacen de su especie)... están los vampis light o vampiritos que ni matan ni atacan a los humanos para beber su sangre. ¿Eso es reinterpretar el mito? ¿O quitarle su esencia?

Como novela consigue llevarte a otro mundo diferente a este. Kresley Cole trama una historia absorbente y define muy bien sus personajes: el licántropo salvaje y atormentado, la medio vampira bellísima pero un poco floja, algo perdida, buscándose todavía a sí misma y que acaba madurando de una manera bastante freudiana en la que no voy a entrar, que sería destripar el asunto.

Mi valoración puramente personal se queda en 3/5. Primero, por lo dicho: lo paranormal no es lo mío. Hay un público para este tipo de obras, sólo que yo no formo parte de él.

Segundo, a veces lo paranormal -como, en otro sentido, el subgénero erótico-, me parecen una excusa para revivir ciertos tópicos que serían inadmisibles en otros subgéneros. Si te pones a verlo, “Sed de amor” trata de una joven turista estadounidense, desvalida y hambrienta en París, a la que un bruto escocés de metro noventa y notablemente mayor que ella la secuestra y le impone actos sexuales. Este "asaltacunas" la atemoriza y amenaza con matarla. No es extraño que, al poco de conocerlo, Emma piense en arrojarse al vacío para librarse de su sufrimiento. La obliga a acompañarla a su castillo escocés, donde la retiene contra su voluntad. Le impide regresar a casa con su familia, a pesar de que se lo pide. Semejante brutalidad sería intolerable en una romántica contemporánea. Y muy hábil tendría que ser una autora de romántica histórica para que, a estas alturas, se tolerase a un vikingo o un bárbaro con semejantes modos. Pero ¿con un licántropo y una vampira? No problem.

Añadiría un problema de estilo en los diálogos. A veces parece que hablan adolescentes y no criaturas inmortales, lo que resulta un poquito ñoño.

Una gran duda que no se me despejó: ¿cómo fue Emma de Nueva Orleans a París, antes de que empezara la novela, si no podía teletransportarse y un viaje en avión a la fuerza la llevaría pasar por luz solar en algún momento? Si se resuelve en libros posteriores, agradecería que alguien me resolviera esta duda que me corroe.

En conclusión, si te gusta lo paranormal esta puede ser tu novela, tu autora, tu saga…

En su momento, este libro supuso un cambio de orientación para Kresley Cole. Confiaba la autora en que hubiera una buena recepción de su paranormal contemporánea, pues tenía elementos en común con sus libros anteriores y que a la gente les había gustado, verbigracia, sus escenas sensuales. De cara al futuro, decía que seguiría por la vía (la romántica histórica o lo paranormal) a la que el público respondiera mejor, que tenía muchas historias pensadas, pero que dependería del éxito del libro. Tengo la impresión de que cosechó bastante, pues hay más de media docena de novelas dedicadas a los Inmortales de la Oscuridad.

Valoración personal: buena, 3

Se la recomendaría a: todos los aficionados al género paranormal, y a la tensión sexual no resuelta hasta un momento tardío en el libro.

Otras críticas de la novela:

En español tenemos la novela comentada en El Rincón de la Novela Romántica, así como en Románticas al Horizonte.

Para quienes entiendan inglés, dejo aquí referencias a las críticas de  RT Book Reviews, The Romance Reader y Dear Author.

Y, como de costumbre, enlace a la ficha del libro en fictiondb.

No hay otras novelas de Kresley Cole en el Desafío AAR. A quien le guste este libro, puede seguir con toda la saga de los Inmortales de la Oscuridad. Pero las más apreciadas parecen ser las siguientes:

- Kiss of a Demon King / El beso del rey demonio (2009) Los Inmortales de la Oscuridad, 6. Ganó el premio RITA 2010 al Mejor romance paranormal.
- Pleasure of a Dark Prince / El príncipe de la oscuridad (2010) Los Inmortales de la Oscuridad, 7.
- Lothaire / Lothaire (2012) Los Inmortales de la Oscuridad, 10. Los lectores de AAR la eligieron mejor romance paranormal de 2012, y en la última encuesta apareció dentro de “Lo mejor del resto”, la n.º 127.
- Shadow’s Claim (2012) Dacianos, 1; Los Inmortales de la Oscuridad, 11. Premio RITA 2013 al mejor romance paranormal.

Ediciones en España:

-       Sed de amor (2009) Editorial Planeta, S.A.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada